Accesibilidad en el diseño de productos digitales

¡Comparte este artículo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

La accesibilidad en el diseño de productos digitales es muy importante para así proporcionar un acceso equitativo e igualdad de oportunidades a las personas con discapacidad. Una página web accesible puede ayudar a personas con discapacidad a que participen más activamente en la sociedad. Posibilitar y estimular la autonomía de personas con discapacidades en cualquier espacio son las metas principales del diseño inclusivo.

La accesibilidad está muy relacionada con la usabilidad web, que consiste en facilitar la navegación a tus visitantes para que les sea más sencillo acceder a los contenidos que les ofreces.

Concepto de accesibilidad web

La accesibilidad en el diseño de productos digitales consiste en desarrollar aplicaciones web que puedan ser utilizadas por el mayor número de usuarios con necesidades específicas.

Generar productos digitales accesibles es mucho más importante de lo que la mayoría cree, no solo desde un punto de vista ético y de responsabilidad social, sino también porque tiene un impacto en nuestro negocio. Además, ciertos estándares se han convertido en obligatorios para según qué organizaciones.

La accesibilidad en el diseño de productos digitales puede estar condicionada por dos factores: las barreras personales y las barreras derivadas del entorno.

Barreras derivadas del entorno

  • Navegadores antiguos: Proporcionar alternativas cuando se utilizan elementos que no tienen soporte en tecnologías antiguas. Si usamos Javascript para mostrar un menú, este debe funcionar igualmente aunque la tecnología no esté disponible. 
  • Navegadores de texto: Incluir un equivalente textual para todos los elementos no textuales(imágenes, vídeos o sonidos)
  • Conexiones lentas: minimizar el tiempo de carga de los elementos de la web.
  • Pantallas pequeñas o muy grandes: diseño web responsive.
  • Monitores monocromos: evitar funcionalidades que se interpretan por su color, etc.

Recomendaciones para mejorar la accesibilidad en el diseño de productos digitales

Como comenté en el post ¿Qué es People-First Language y cómo aplicarlo en diseño?, el equipo de diseño tiene una labor fundamental en la generación de productos y servicios accesibles. Por ello, a continuación enumero algunas recomendaciones al respecto, las cuales fueron publicadas por la Home Office Digital, Data and Technology (DDaT), blog del Ministerio de Interior del Gobierno de UK:

Diseñando para personas con diversidad auditiva

Cómo diseñar productos digitales para personas con discapacidad auditiva
Cómo diseñar productos digitales para personas con discapacidad auditiva

Para muchas personas con discapacidad auditiva, el idioma escrito es su segunda lengua: la primera es el lenguaje de señas. Esto les puede generar algunas dificultades para comprender la información presentada en una página web. Por ejemplo, les cuesta entender los sinónimos, los juegos de palabras y las metáforas, ya que la lengua de señas no los incluye.Para facilitar la comprensión, se recomienda seguir estas pautas:

  • Usar encabezados y subtítulos, para destacar fácilmente la información más relevante.
  • Escribir en términos sencillos y no utilizar expresiones idiomáticas.
  • Utilizar subtítulos o proporcionar transcripciones para vídeos y no poner contenido solamente en formato audio o vídeo.
  • Utilizar un diseño lógico y lineal y evitar diseños y menús complejos.
  • Dividir el contenido con subtítulos, imágenes y vídeos y no hacer a los usuarios leer largos bloques de texto.
  • Permitir que los usuarios soliciten su vía de comunicación preferida al realizar citas y no hacer la vía telefónica el único medio de contacto. Solo tenemos que incluir opciones de contacto alternativas como un email o un chat de Whatsapp.
  • Separar la información por puntos, esto es, presentarla en forma de listas con viñetas.
  • Escribir con un estilo periodístico, presentando una idea principal en cada párrafo y explicándola a continuación.
  • Utilizar frases cortas (de 7 a 10 palabras por línea).
  • Intentar traducir el contenido de manera visual, por ejemplo, mediante gráficos, diagramas o imágenes. Los vídeos también son una buena opción, pero hay que tener en cuenta las recomendaciones de accesibilidad que explicaremos en el siguiente apartado.
  • Incluir un glosario con el vocabulario especializado de tu web, donde se definan los términos usando un lenguaje simple.
  • Usar espacios en blanco para facilitar la lectura.

Diseñando para personas del espectro autista

Cómo diseñar productos digitales para personas del espectro autista
  • Utilizar colores simples en vez de colores brillantes y contrastantes.
  • Escribir en términos sencillos y no utilizar expresiones idiomáticas.
  • Utilizar oraciones simples y viñetas en lugar de crear textos muy largos.
  • Diseñar botones descriptivos, que no sean impredecibles.
  • Hacer diseños simples y consistentes y evitar los diseños complejos y recargados.

Diseñando para personas con dislexia

Cómo diseñar productos digitales para personas con dislexia
  • Utilizar imágenes y diagramas para dar soporte al texto y evitar los bloques de texto denso.
  • Alinear el texto a la izquierda y mantener una estructura consistente e intentar evitar subrayar palabras, usar cursivas o escribir en mayúsculas lo máximo posible.
  • Producir contenido en otros formatos, por ejemplo audio y vídeo, y no forzar al usuario a recordar cosas de páginas previas.
  • Mantener el contenido breve, claro y simple, y no basarnos en una ortografía precisa. Utilizar autocorrector y dar sugerencias.
  • Permitir a los usuarios modificar el contraste entre fondo y texto, y no ubicar demasiada información en un solo lugar.
  • Dar a los usuarios la posibilidad modificar el tamaño de letra.
  • Permitir a los usuarios desactivar elementos sonoros o visuales.
  • Evitar destellos o parpadeos que puedan provocar ataques de epilepsia.

Diseñando para personas con diversidad visual

En España hay cerca de 1 millón de personas con una discapacidad visual, según DMAE, pero no todos tienen las mismas circunstancias ni necesitan las mismas adaptaciones. Por tanto, lo primero es entender cuáles son los principales tipos de discapacidad visual existentes:

  • Daltonismo. Las personas con daltonismo o “ceguera al color” tienen menor capacidad para ver algunos colores, o para distinguir las diferencias entre ellos. Los tonos rojos y verdes son los que suelen dar más problemas. En algunos casos más raros, la ceguera al color es absoluta.
  • Baja agudeza visual. Las personas con baja agudeza visual perciben las formas de manera menos nítida. Existen múltiples causas para este problema, como el astigmatismo o el daño cerebral.
  • Visión nublada u obstruida. Generalmente, este problema se asocia a una pérdida en el campo de visión debida a patologías como la degeneración macular, el glaucoma, los flotadores o las cataratas.
  • Ceguera completa. Las personas con ceguera completa no pueden ver nada, ni siquiera la luz. Esta discapacidad es la que requiere mayores adaptaciones en el diseño web, pero es posible solucionarlo gracias a adaptaciones como los lectores de pantalla.
Mejorar la accesibilidad web para personas con discapacidad visual
  • Utilizar un buen contraste de color y un tamaño de tipografía legible.
  • Publicar toda la información en el site y no ocultarla en archivos descargables.
  • Utilizar una combinación de color, texto y forma en vez de utilizar solo color para asociar significados.
  • Mantener una composición lógica y lineal si ampliamos la pantalla y que no se esparza o se pierda por la página.
  • Ubicar botones y notificaciones en contexto.
  • Añadir texto alternativo a las imágenes para que puedan ser leídas por los lectores de pantalla.
  • Añadir descripción textual a los elementos multimedia.
  • En el caso de usar tablas, que sean sencillas y simples. El contenido es incomprensible cuando se lee de forma secuencial.
  • Evitar los formatos no accesibles de documentos que pueden dar problemas a los lectores de pantalla si no cumplen las normas de accesibilidad (por ejemplo en documentos pdf que no cumplen las normas).

Diseñando para personas con daltonismo

Un hándicap en el que podemos no reparar fácilmente es que estamos muy acostumbrados a comunicar con colores. Por ejemplo, el rojo se usa a modo de advertencia y el verde para dar a entender que algo está bien. Pero estos son precisamente los tonos más difíciles de distinguir para la mayoría de personas con daltonismo, así que nuestro mensaje podría perderse por completo.

Para fomentar el diseño inclusivo, es mejor acostumbrarse a usar una variedad de recursos, como los símbolos, los textos o las texturas. Al acabar de diseñar una página de nuestra web, es una buena práctica pasarla a escala de grises para comprobar cómo afecta eso a la legibilidad.

Diseñando para personas con capacidades motoras o físicas diversas

Mejorar la accesibilidad web para personas con capacidades motoras o físicas distintas
  • Utilizar acciones y enlaces grandes y no demandar demasiada precisión.
  • Otorgar distancia suficiente entre los campos de los formularios y no agrupar interacciones demasiado juntas.
  • Poder utilizar el teclado o la voz únicamente para navegar por el sitio web.
  • No realizar contenido dinámico que requiera mucho desplazamiento del ratón.
  • Diseñar teniendo en mente los móviles y dispositivos con pantallas táctiles.
  • Evitar los períodos breves de expiración de una tarea.
  • Se aconseja dar atajos al usuario, por ejemplo formularios que facilitan la búsqueda de la dirección, y evitar requerir demasiada información y desplazamiento en la pantalla.

Diseñando para personas que utilizan lectores de pantalla

Los lectores de pantalla son un dispositivo que permite el acceso a la web incluso a las personas completamente ciegas o con visibilidad muy limitada. Para ofrecer una buena experiencia en estos casos, hay que tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

Mejorar la accesibilidad web para personas que usan lectores de pantalla
  • Describir imágenes y proporcionar transcripciones para vídeo en vez de mostrar información solo en una imagen o vídeo.
  • Mantener una composición lógica y lineal si ampliamos la pantalla y que no se esparza o se pierda por la página.
  • Estructurar el contenido utilizando HTML5 y no basarse en el tamaño del texto y ubicación para la estructura.
  • Dar la posibilidad de navegar por la página utilizando solo el teclado, y no forzar al usuario a utilizar el ratón o la pantalla.
  • Redactar vínculos y títulos descriptivos y evitar los que son poco informativos.
  • Usar un diseño simple, de una sola columna, lo que también va en línea con las pautas generales para mejorar la legibilidad.
  • Todos los contenidos como imágenes, objetos, scripts, o CSS deberían contar con un texto alternativo. El texto alternativo es un elemento de HTML que sirve una doble función: todos los usuarios pueden verlo si un elemento no se carga, pero además los lectores de pantalla lo reproducen para que el usuario sepa lo que está ahí. Por tanto, estos textos deben ser sencillos y descriptivos, sin elementos redundantes que puedan deducirse del texto principal de la página.
  • Los enlaces y los botones han de ser descriptivos (mejor “descargar la guía” en lugar de “haz clic aquí”). De esta forma, los usuarios que emplean lectores de pantalla pueden saber qué es el enlace y hacia dónde se dirige.

Además de considerar las habilidades y limitaciones únicas de los individuos, el diseño inclusivo debe respetar el ritmo de cada usuario. Es necesario ofrecer diferentes posibilidades de utilización ponderando no sólo las preferencias, también las habilidades propias de cada persona.

¿Qué nos dice la Ley sobre la accesibilidad web?

La Ley de Accesibilidad en la Web, más conocida como las normas WCAG en un contexto más global, es un conjunto de normas internacionales de accesibilidad para ayudar a los usuarios con diversidad funcional en los medios digitales adoptadas en una nueva Directiva de la UE sobre accesibilidad a la Web.

En España, desde el año 2007 todas las páginas web de la administración y entidades públicas deben estar diseñadas basándose en los estándares de accesibilidad web. Es decir, cuando se diseña un nuevo sitio web, hay que cumplir una serie de normas en su diseño y codificación, que permiten a las personas con discapacidades en términos de visión, audición u otros desafíos físicos y cognitivos utilizarlo con relativa facilidad.

Las leyes vigentes con respecto a este tema afectan no sólo a la Administración Pública, sino a todas las empresas que reciban financiación pública, o empresas privadas que facturen más de 6 millones de euros. Al tratarse de reglas en algunos casos ambiguas, muchas empresas públicas han podido pasar desapercibidas hasta ahora, al mismo tiempo que no había sido exigido por la ley. Con la orden que estableció la norma de accesibilidad de los sitios web y aplicaciones móviles de los organismos públicos, que entró en vigor el 23 de septiembre de 2020, es obligatorio cumplir con las WCAG 2.1 en los niveles A y AA. Además, la mayoría de las autoridades públicas deberían poder documentar cualquier requisito que no se cumpla en una declaración de accesibilidad.

¿Cuáles son las herramientas para mejorar la accesibilidad web?

Echa un vistazo a este artículo si quieres conocer las herramientas que te ayudarán a analizar y mejorar un sitio web en términos de accesibilidad.

Ventajas de hacer un producto digital accesible

Hay múltiples aspectos positivos de este concepto eminentemente solidario. Algunos tienen relación con el derecho de todas las personas a una igualdad de oportunidades en el acceso a Internet. Otros se encuentran en el ámbito del marketing online y la rentabilidad empresarial, como:

  • Tu base de clientes se amplía
  • Mejoras tu posicionamiento SEO
  • Aumentas el tráfico a tu web o blog
  • Reduces tu tasa de rebote
  • Facilitas la navegación
  • Consigues un sitio web más intuitivo
  • Mejoras la experiencia de usuario
  • Reduces el coste de mantenimiento
  • Mejoras la experiencia de usuario
  • Contribuyes a construir una sociedad más justa, inclusiva, igualitaria y accesible

Todos los públicos se benefician de las webs con diseño inclusivo, pero lo más importante es que ayuda a grupos demográficos que no tienen las mismas oportunidades de acceso a Internet. Siempre hay formas interesantes de hacer que tus eventos, seminarios y oferta de servicios sean más accesibles y te ayuden a conseguir una audiencia más diversa.

Conclusión

Como ves, son acciones para nada farragosas que se pueden implementar fácilmente en nuestras aplicaciones y/o sitios web. Si tienes dificultades, consulta con un diseñador de producto digital.

Tanto desde el punto de vista humano como desde una visión práctica (captación de más visitas para la página web), es importante que las páginas web sean realizadas teniendo en cuenta los criterios de accesibilidad que permitan que todas las personas puedan acceder de la mejor forma a los contenidos que ofrecemos.

Lo que se pretende creando sitios web accesibles es eliminar las barreras que puedan frenar a estos usuarios al sentarse delante de la pantalla. En definitiva, hacer de internet y los sitios web un lugar más fácil y cómodo para todos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *